► La comisión promotora de la independencia recurre el artículo que obliga a tener al menos 2.000 habitantes para lograr la condición de pueblo

Levante-EMV. La entidad local de La Xara ha decidido impugnar la Ley de Régimen Local de la Comunidad Valenciana, en vigor desde el pasado 25 de junio, porque establece diversas condiciones que impedirían a esta entidad segregarse y conseguir la independencia de Denia. Así lo ha decidido la Comisión Promotora de la Segregación, creada hace dos años y que en su constitución contó con el apoyo de todos los grupos políticos de Denia, a excepción del Partido Popular.

A juicio de este colectivo, el artículo 9 de la nueva ley es «arbitrario» al resultar necesario para constituirse como nuevo municipio contar con más de 2.000 habitantes y que exista una distancia de más de 3.000 metros cuadrados de suelo urbanizable con respecto a la población de la que se depende.

Estos requisitos, que incumple La Xara —sólo alcanza los 1.500 habitantes y no cuenta con suficientes metros de distancia— son, a juicio de los miembros que integran la Comisión «un recorte flagrante de la voluntad democrática de emancipación de un pueblo que se siente como tal y que se ha producido cuando nuestro núcleo llevaba ya mucho tiempo gestionando la segregación desde el diálogo y sin buscar rupturas», afirman en un comunicado. La Xara, que aspira desde 2008 a segregarse de Denia, ha considerado como un revés la nueva Ley de Régimen Local para alcanzar su objetivo y ha pedido amparo al Síndic de Greuges con el objeto de que se pronuncie sobre esta cuestión. El alcalde de la entidad, Josep Fornés (Bloc) ha anunciado que pese a la nueva ley, «continuará el diálogo con el gobierno dianense». La Xara, pese a la imposibilidad, al menos según establece la ley, de independizarse, sigue con su propósito y ya tiene elaborado un estudio de viabilidad económica e incluso cuentan con un escudo, aprobado por la Conselleria de Administraciones Públicas.

Motivos urbanísticos

El urbanismo suele estar detrás de muchas decisiones de la política local y en el caso de La Xara, es el principal argumento que esgrime esta entidad menor para independizarse de Denia.

Los diversos planeamientos urbanísticos que se han trazado desde el gobierno dianense han relegado a esta entidad menor a una periferia toda vez que se desclasificaban terrenos en los que se apoyaba la entidad para su desarrollo. Además, los vecinos argumentan que el Ayuntamiento de Denia ha llevado a cabo diversas infraestructuras y viales sin contar con la opinión de los residentes en la entidad local y que han afectado al tráfico y a diversos terrenos.

Anuncios